LA ISLA DEL TESORO

Título: 
La isla del tesoro
Autor: R. L. Stevenson
Traducción: Jaime Collyer
Idioma original: Inglés
Editorial: Gribaudo
Año de publicación/edición: 1883/2022
Páginas: 285

Sinopsis:
Yo iba en el barco de Flint cuando enterró aquí su tesoro, él y otros seis hombres... Estuvieron en la isla cerca de una semana, mientras nosotros paseábamos por la cubierta del viejo Walrus. Hasta que un día se dio la señal y Flint llegó de vuelta en un botecito con la cabeza envuelta en una bufanda azul. A la luz del amanecer su cara tenía una palidez mortal. Pero ahí estaba de vuelta, no había duda, y los otros seis, todos muertos... Muertos y enterrados.

Cuando Jim se encuentra con un viejo mapa decide salir en busca del misterioso tesoro del capitán Flint. Entre piratas, marineros y barriles de ron, el joven surca los mares en una extraordinaria aventura que lo llevará a una isla desierta. En su viaje deberá superar todo tipo de obstáculos y conquistará sobre todo la confianza en sí mismo. 

Opinión:  
Tenía ganas de leer esta novela considerada la novela de piratas por excelencia, una obra que ha servido de inspiración para multitud de creaciones posteriores en diversos ámbitos (cine, televisión, literatura, etc.). En ella están la mayoría de los elementos relacionados con el mundo de los piratas que todos conocemos: la isla desierta y su mapa del tesoro, cofres misteriosos, las embarcaciones, la tipología de los piratas con sus formas personales rudas y desleales y sus atuendos característicos, los motines y las reglas de asamblea de los piratas, la Jolly Roger (la bandera pirata negra), las canciones piratas —«¡Jo, jo, jo y una botella de ron!»—, la marca negra y las supersticiones... Ante esto, es curioso pensar que en nuestro imaginario relacionado con los piratas tiene más peso este tipo de obras, el «mundo del pirata» creado a partir de ellas, que la propia realidad de los verdaderos piratas que existieron. Pero, sin duda alguna, es todo un placer perderse en estas historias de aventuras y piratas...

En La isla del tesoro conocemos a Jim Hawkins, un joven que narra cómo se vio enredado en la hazaña de ir a una isla en busca de un tesoro, teniendo que convivir y enfrentarse a malvados piratas. Jim es hijo del posadero que regenta la posada El Almirante Benbow, y en cierto momento presencia la llegada a esta de un viejo marinero de aspecto rudo con una cicatriz que le cruza el rostro, que huye de un marinero de una sola pierna y que trae consigo un cofre. Este viejo marinero recién llegado resulta ser el pirata Billy Bones y permanece un tiempo en la posada, causando cierto terror a su alrededor; tras ciertos acontecimientos Jim descubre el contenido del cofre que este pirata traía consigo y en él encuentra el mapa de una isla con marcas que señalan un tesoro: ¡el tesoro del Capitán Flint! Este descubrimiento le llevará a embarcar en «La Española» con dirección a esa isla desierta que guarda el tesoro, acompañado por los que se convertirán en leales compañeros: el caballero John Trelawney y algunos de sus sirvientes, el doctor David Livesey y el capitán Alexander Smollett; pero un barco necesita una tripulación y la de ellos es un tanto sospechosa. No solo Jim y sus fieles compañeros de viaje son conocedores de lo que señala este mapa especial, hay otros que saben lo que se puede conseguir si se hacen con él... El cocinero de a bordo es John Silver el Largo, pirata al que muchos temen, y este junto con gran parte de la tripulación (la mayoría piratas y marineros poco leales) se lo pondrán difícil a Jim y a los demás al llegar a la isla. John Silver es el «verdadero capitán», es la cabeza pensante y el que idea las estrategias necesarias para hacerse con ese tesoro y deshacerse de aquellos que le estorben... ¿Qué aventuras, peligros, tratos y negociaciones vivirá el joven Jim en esta su aventura en la Isla del tesoro? 

Novela sumamente amena que he disfrutado, incluso más de lo que esperaba, y en la que, como ya he comentado, queda bien plasmado el «mito del pirata» que tenemos en nuestro imaginario. Cuenta con una buena ambientación, carismáticos personajes y una buena tensión y ritmo narrativo que ayudan a que sea la gran novela de aventura que es. Con una estructura dividida en cinco partes, primero nos encontramos con el misterio y la inquietud que suscitan en Jim los personajes bastante siniestros que va conociendo hasta el descubrimiento que hace del mapa, que lo lleva irremediablemente a formar parte de esta gran aventura, en la que vivirá peligros y situaciones de gran tensión que tendrá que afrontar como mejor pueda. Novela también de crecimiento, donde el joven Jim aprende sobre la vida y sobre que no todo el mundo es como parece ser, que hay maldad, ambición y egoísmo, que nos pueden engañar y aprovecharse de nuestra ingenuidad, aprendiendo a la vez la importancia de la honestidad, la lealtad, el honor y el respeto por aquellos con los que se conforma un grupo. Sorprendentemente la muerte está bastante presente, digo lo de sorprendente porque en ese sentido me la esperaba algo más infantil y no, se deja ver la lucha entre los hombres y piratas, sin esconder demasiado las situaciones de violencia, muerte y crueldad.  

Una de las figuras más especiales es la de John Silver, ya sabía que no me iba a dejar indiferente y ciertamente ha sido de mis favoritos. Él y Jim forman una relación especial; aunque Silver nunca le da demasiadas señales para poder confiar en él, a ambos les viene bien el otro para su supervivencia en ciertos momentos. Sin apreciarse bondad en Silver, al menos yo no se la veo, se capta su gran inteligencia y su excelente carácter estratega, que le permite adaptarse a las diferentes situaciones que se le presentan para salir de ellas satisfactoriamente, un personaje que me ha resultado atrayente y muy bien creado.

En resumen, una novela clásica de aventuras y piratas, muy amena de leer y que se puede disfrutar tanto a edades tempranas como no tan tempranas, con el plus de acercarse a una historia que marcó de cierta forma un antes y un después en la idea general del pirata que hoy día todos tenemos.


*Señalar que esta edición, muy cuidada, trae una sobrecubierta que se despliega e incluye el juego del mapa del tesoro, así aquellos más jovencitos pueden disfrutar de una buena lectura de aventuras y también de un juego acorde con la temática.   

Comentarios

  1. Hola María, qué bien has contado todo. Ya sabes que yo la leí también hace poco, y el hecho de encontrarte con todos los elementos que has contado, y que fueron pioneros en su día pero que ahora ya están en el imaginario popular, la disfruté un poquito menos que tú.
    Un besazo guapa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Nitocris.
      ¡Sí! Recuerdo tu reseña y estoy de acuerdo con que quizás la he disfrutado un poco más que tú, pero igualmente, una novela que merece la pena conocer por esos elementos que han quedado en nosotros... Muy amena de leer :D Me ha gustado mucho conocerla por fin, que ya llevaba un tiempo queriendo leerla. Un abrazo.

      Eliminar
  2. La leí de adolescente y recuerdo los momentos que pasé con ella como de los más gratos. terminaban de darme las vacaciones en el colegio y una amiga me había dejado el libro. Pensar que todo lo que tenía que hacer era sentarme a leerlo, es una sensación que nunca he olvidado. No creo que ahora lo disfrutara. Ya no soy muy amiga de la literatura de aventuras.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Rosa. Gracias por compartir tu anécdota adolescente con este título, qué bonito que lo recuerdes así. Quizás es mejor quedarte con esas sensaciones que regresar a él, puede ser. Yo te puedo decir que con mis 33 años la he disfrutado como una enana, jejejeje pero entiendo que no te quieras arriesgar si tampoco es de tus actuales géneros predilectos. Un beso.

      Eliminar
  3. Qué bonita tu edición. Yo tengo la de Penguin Clásicos y está muy bien, pero MH leía la de Reino de Cordelia y era chulísima. Hemos coincidido leyéndola casi a la vez y, como ya comentamos en mi blog, me alegra muchísimo que te haya gustado tanto. En mi caso era una relectura, pero no me ha defraudado nada después de tantos años (a veces, tenemos recuerdos muy especiales de novelas que, cuando volvemos a leerlas de adultas, se nos vienen un poco abajo). Como tú dices, la novela de piratas por excelencia, y no se hable más ;-) Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Mónica. Es que hay ediciones maravillosas de esta novela, he visto las que mencionas y todas muy chulas, la de Reino de Cordelia magnífica, sí. No pasa de moda esta historia y qué bien que así sea. Sí, recuerdo tu reseña de la relectura, y justo lo que comentas de que a veces regresar a historias que gustaron mucho puede ser mala idea (me alegra que en tu caso no haya sido así) lo he comentado con Rosa en el comentario anterior, que ella prefiere no arriesgarse para quedarse con su recuerdo adolescente. Yo, como no tenía referencias previas, lo único que puedo decir es que la he disfrutado mucho a mis 33 años, algo que supongo no te extrañará nada por las sensaciones que te ha dejado la relectura... :D Un abrazo.

      Eliminar
  4. Llevo varios años queriendo leer este libro. A ver si este verano me pongo a ello y no se me adelantan otros. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Esther! Pues no es excesivamente extensa y se lee bastante bien, se hace amena (o al menos así me ha resultado a mí). A ver qué te parece si la lees, el veranito es buena estación para ella :D Un abrazo.

      Eliminar
  5. Hola.
    He leído el libro pero no este, uno mas infantil, pues lo leí de pequeña. Nos leemos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Carolina. Hay muchas versiones infantiles, sí. Es una historia tan famosa y tan clásica que es de las típicas que hay mil adaptaciones y ediciones. Esta que he leído incluye el texto
      íntegro, no es adaptada. Aunque tenga su carácter juvenil, tampoco la considero infantil, el adulto puede disfrutar también de ella. Si te animas, espero que te guste. Un abrazo.

      Eliminar
  6. Qué raro y qué estupendo es ver un clásico en los blogs. Me alegra un montón que las editoriales le den una segunda oportunidad a viejas ediciones y que los lectores se embarquen a leerlas. Gracias por la reseña. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Marisa. Desde luego, este clásico no pasa de moda, y continuamente veo que las editoriales sacan ediciones nuevas. Yo no lo había leído antes, ni de pequeña ni de adolescente, así que iba un poco sin saber si me iba a parecer algo infantil, para nada. La he disfrutado mucho y he podido ver en ella porque es tan importante dentro de este género y del universo del mundo del pirata en general. Un abrazo.

      Eliminar
  7. ¡Hola! Me gustó mucho tu reseña. Este es un libro que tengo pendiente desde hace años... Espero leerlo cuando termine con los que estoy leyendo ahora. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Roxana! Creo que es de esos libros que muchos tenemos en pendiente y esperando a darle la oportunidad, o bien a regresar a él si se leyó en la etapa infantil. jeje. En mi caso ha sido la primera vez y me alegro, por fin, de haberme lanzado a su lectura. Me ha gustado mucho como cuento. Espero que tu también lo disfrutes si finalmente lo lees. Ya contarás. Un abrazo.

      Eliminar

Publicar un comentario